Desde el 6 de marzo y hasta el 7 junio, los Museos del Banco Central, ubicados bajo la Plaza de la Cultura, albergarán 100 grabados del gran artista español Pablo Ruiz Picasso (1881-1973). Este conjunto de obras, titulado Suite Vollard, en honor a su primer propietario, el galerista francés Ambroise Vollard, fue realizada por Picasso entre 1930 y 1937.

En estos años, el artista se abocó a experimentar con técnicas de grabado como la punta seca, el aguafuerte y el aguatinta para plasmar sus recurrentes obsesiones personales relacionadas con su pasión por la creación y sus amantes, el erotismo en las relaciones amorosas, el arte de otras grandes figuras de su tiempo, y el vínculo de su arte moderno con la antigüedad clásica.

La colección, propiedad del Instituto de Crédito Oficial (ICO) de España, ha itinerado por museos y organizaciones culturales de países 15, entre ellos  España, Italia, Estados Unidos, Japón, Brasil, Argentina y Colombia.

 Un diario íntimo para releer

El recorrido por la muestra invita a releer la intensiva producción artística de Picasso mediante seis bloques temáticos: Temas varios, Rembrandt, La batalla del amor, El estudio del escultor, El Minotauro y Retratos de Ambroise Vollard. Cada uno de ellos permite conocer las recurrentes inquietudes de Picasso, quien se aproximó a ellas de formas diversas.   

Temas varios, por ejemplo, narra día a día la vida íntima y la evolución del arte de Picasso: sus preocupaciones estéticas, sus entusiasmos amorosos, sus estados anímicos y sus cuestionamientos como artista en relación con la modelo, la obra y su amante.

Su admiración y rivalidad en relación con artistas de diferentes épocas también fue el motivo de algunas de sus obras. Rembrandt fue uno de los que más admiró, y en esta colección, algunos de los grabados incluyen su retrato.

La batalla del amor, por otro lado, es una serie de cinco grabados, donde el artista aborda de un modo más violento y agresivo a la relación erótica. En contraste con esto, El estudio del escultor aborda el espacio del taller como ese refugio tranquilo donde puede disfrutar de sus principales pasiones: la creación y el amor. En estos grabados, se retrata junto a su amante – Marie-Thérèse Walter- contemplando su propio trabajo. Es común que en estas obras confronte su arte con grupos escultóricos clásicos como si comparase el arte moderno y la antigüedad clásica.

La sección titulada El Minotauro reúne los grabados donde prevalece este personaje tanto como símbolo de los impulsos más instintivos como de la soledad y el sufrimiento.  

Finalmente, Vollard se convierte en el protagonista de otra parte de la exhibición. Picasso le propuso retratarlo cada vez que lo visitaba, de ahí resultaron tres retratos finales que son parte de la colección. El papel de este galerista fue clave en la vida del artista, así como en la de muchos otros artistas como Cézanne, Renoir, Bonnard y Dufy, entre otros.

TARIFAS

Regular: 3.000 colones o $5
Estudiantes costarricenses/ Funcionarios del BCCR y ODM´s: 2.000 colones

*Niños menores de 12 años y adultos mayores costarricenses ingresan gratis

*Servicio de visitas guiadas para escolares/ Miércoles de 9 a.m. a 12 m.d./ Reservar al 2243-4224

HORARIO

De lunes a domingo de 9:15 a.m. a 5 p.m.
*Debido a las medidas tomadas por COVID 19, se suspendió el servicio de visitas guiadas a escolares y el horario extendido.