fbpx
Skip to content Skip to footer

Pelos y sus representaciones

Pelos y sus representaciones

¿Qué relación tendrán el personaje de bigote de un billete, con un guerrero de piedra con el pelo aparentemente trenzado y una fotografía macro de zonas con vello corporal? Esta y otras preguntas son las que provocan el conjunto de imágenes de objetos de nuestras colecciones de arqueología, numismática y artes visuales que conformaron la exhibición Los pelos y sus representaciones. Recorra estas imágenes aquí. 

A lo largo de la historia el pelo, los peinados y las formas de decorarlos han simbolizado estatus, poder y belleza, han estado asociados a la moda, tabúes, movimientos sociales y han sido rasgos identitarios.

Las representaciones de los pelos en los objetos arqueológicos, numismáticos y artísticos de la colección del Banco Central de Costa Rica brindan información sobre las diversas maneras cómo se expresa la cultura a través de nuestros cuerpos.

Ocarina con figura humana

Caribe Central

300-800 d.C.

-----------------------

Ocarina with human figure

Caribbean Region

AD  300-800

 

Entre los pueblos precolombinos los personajes de altos rangos portaban en sus cabelleras adornos con piedras preciosas, plumas y otros elementos que resaltaban su poder. La manera de arreglar el cabello se empleaba como un marcador de prestigio, de autoridad y de sabiduría.

La idea del pelo como diferenciador de estatus se continuó empleando y hoy puede simbolizar también juventud, sabiduría y hasta rebeldía. 

Karla Solano

De la serie Jardín corporal

Fotografía digital

60 x 100 cm

2007

-----------------------

Karla Solano

Part of body Garden series

Digital photograph

60 x100 cm

2007

El pelo corporal ha sido objeto de convenciones sociales que lo han modificado y hasta eliminado. Esta orientación se vincula con el deseo de diferenciación del resto de especies animales y con el establecimiento de distinciones que suelen estar asociadas con la clase, la edad y con los roles de género.

Karla Solano

De la serie Jardín corporal

Fotografía digital

60 x 100 cm

2007

-----------------------

Karla Solano

Part of body Garden series

Digital photograph

60 x100 cm

2007

Billete de 50 colones, Banco Anglo Costarricense, Serie A, 1904

Con retrato de F. Nutler

-----------------------

50 colones banknote

Banco Anglo Costarricence,

A series, 1904

Portrait of F. Nutler Cox

Antes de la popularización de la fotografía, el retrato era un símbolo de poder y prestigio.

A finales del siglo XIX y principios del XX, los banqueros grabaron en los billetes sus retratos, en los que el corte del cabello y los estilos de la barba y bigote daban un aspecto adulto y sabio que requería su posición social y económica.

Estas personas mantenían el mismo estilo de llevar sus barbas, cabelleras y bigotes prácticamente hasta el final de sus vidas.

Escultura de prisionero

Caribe Central

1000-1550 d.C.

-----------------------

Prisioner sculpture

Caribbean Region

AD  300-300

En eventos bélicos el cabello largo, recogido y decorado fue un marcador de fuerza y habilidad. Es común ver imágenes de guerreros sosteniendo los cabellos de sus prisioneros como símbolo de victoria o de humillación.

Actualmente, los militares suelen emplear el cabello corto y rapado, ya sea por comodidad o para simbolizar compromiso, voluntad hacia el servicio e igualdad de condiciones con sus compañeros.

Dinorah Bolandi

Adolescente con espejo

Lápiz de color sobre papel

35 x 27 cm

Sin fecha

-----------------------

Dinoraj Bolandu

Teen with mirrow

Color pencil on paper

35 x 27 cm

n.d.

En las sociedades occidentales de los últimos dos siglos el cabello corto se ha identificado como un rasgo masculino, mientras que el largo ha sido promovido como un atributo de las mujeres.

La inversión de estas convenciones se identifica como un signo de autodeterminación, libertad o rebeldía.

Billete de 10 colones, Banco Comercial de Costa Rica, Serie A, 1906

Retrato de Thomas Scott Purves

-----------------------

10 colones banknote

Banco Comercial de Costa Rica, A series, 1906

Portrait of Thomas Scott Purves

A diferencia de años atrás, en el siglo XXI la forma en que las personas llevan su cabello, barba y bigote es tan diverso como la propia sociedad, en la que la creatividad no tiene límites y se aprecia el cambio e innovación continúa en la manera de llevarlos.

Pacifico Sur

700-1550 d.C.

-----------------------

Musician pendant

South Pacific

AD  700-1550

Billete de 100 colones, Banco Internacional de Costa Rica, serie D, 1933

Retrato de Amada Zeledón

-----------------------

100 colones banknote

Banco Internacional de Costa Rica, D series, 1933

Portrait of Amada Zeledón

Históricamente el llevar el cabello trenzado ha tenido diversos significados. En algunos momentos, cuidarse y peinarse el cabello era símbolo de status social; y, en distintas regiones, podía ser un elemento de identidad relacionado con el origen étnico, estado civil u otros.

Francisco Amighetti

La modelo (detalle)

Cromoxilografía, 28/47

62 x 38 cm

1972

-----------------------

Francisco Amighetti

The model (detail)

Cromoxylography, 28/47

62 x 38 cm

1972

En el Occidente se ha normalizado la eliminación de los pelos en el cuerpo de las mujeres, así como su conservación en el cuerpo de los hombres.

Muchas personas se han negado a aceptar estas convenciones sociales porque no tienen ningún fundamento sanitario e imponen hábitos que pueden resultar dolorosos y caros.

El derecho a decidir sobre el propio cuerpo ha detonado un movimiento mundial de vindicación de los pelos, en el que han participado íconos de la industria del espectáculo Madonna, Sophia, Loren o Lady Gaga.

John Doe

Codetic

Billete de 50 colones, Banco de Costa Rica, serie D, 1897

Alegoría a la Agricultura

-----------------------

50 colones banknote,

Banco de Costa Rica, D series, 1897

Allegory to Agriculture

John Doe

Codetic

ESP